jueves, 12 de abril de 2012

HABEMUS DIOR

Acaba de aterrizar en la casa y también en París, donde Raf Simons trabajará a partir de ahora (hasta el momento lo hacía desde su estudio en Amberes, Bélgica). Apenas unas horas después de la confirmación oficial de su nombramiento, el nuevo diseñador creativo de Dior ofrecio su primera entrevista a WWD.
"No iría a este lugar si solo tuviese el minimalismo en mente," explica el creador, despejando así las dudas sobre el camino que tomará en la casa. Su pasado en Jil Sander, donde llevó con maestría el minimalismo a su terreno, preocupaba a algunos seguidores de la firma, acostumbrados al barroquismo de su predecesor, John Galliano. La idea, al fin, podría estar a medio camino.
Tal y como hace Karl Lagerfeld en Chanel, donde ofrece ideas arriesgadas que combinan a la perfección con algunas piezas clave de la casa, algunas incluso desde tiempos de la propia Coco Chanel, el cometido de Simons sería recuperar la esencia de Christian Dior: "Cuando me comprometo con una casa, me comprometo con su intención original, su herencia original y su significado."
El diseñador, que no explicó en qué consistirá su colección de Alta Costura (que se presentará en Julio en París y en la que empezó a trabajar), prefiere recalcar su afinidad con el pensamiento y la manera de ser de Christian Dior, que murió solo una década después de crear su marca, pero que revolucionó el mundo de la moda rápidamente: "La evolución de la silueta era constante, era muy revolucionario. El impacto fue inmediato", explica, además de señalar su pasión, compartida con el fundador, por el aire libre y las plantas. Dejando claro cómo será el futuro próximo de la casa, remarca: "Estoy interesado en la creatividad, en la evolución de la creatividad y la relación entre la creatividad y los tiempos en los que vivimos."

1 comentario: